• Miguel Ángel Mancera Espinosa

Entrega de 143 acciones correspondientes al Campamento Nopal

Entrega de 143 acciones correspondientes al Campamento Nopal

Fecha:14 DICIEMBRE DE 2017

Lugar:Auditorio del Instituto de Vivienda de la CDMX.

Muy buen día a todas y todos ustedes. Me da mucho gusto saludarlos, saludarlas.

Hoy estamos muy contentos porque, miren, además de que estamos entregándoles su vivienda y que no nos esperamos para programar a ir haciendo entregas, porque estaríamos acabando por ahí de febrero;  sino lo que platicamos con el Ingeniero Collins es: si tenemos lista ya la vivienda, hay que entregárselas ya, sobretodo porque viene la Navidad, así que ya. Hoy le estamos entregando ya.

Estamos llegando en este Gobierno, en estos 5 años a 100 mil acciones, 100 mil acciones de vivienda en la Ciudad de México.

Quiero agradecer a todos los que hoy nos acompañan; a los diferentes representantes de varias de estas familias, a quienes estuvieron haciendo la gestión puntual.

A Pichardo, a López Villanueva, a todos los que hoy nos acompañan, muchas gracias. Gracias a todos y cada uno de ustedes; a los hombres y mujeres que hoy están aquí con nosotros. Ellos son representantes muy importantes yo les quiero pedir un aplauso para todos ellos y ellas porque son quienes han estado pegados permanentemente a esta tarea.

Le reconozco para hoy poder estar entregando —como les anunciamos y como se ha dicho aquí— para que mis amigos y amigas de los medios de comunicación lo sepan: Apicultura 43, Avenida Cuauhtémoc 108, Enrique F. Granados 34, General Pedro María Anaya 74, Lago de Fondo 163, Manuel Caballero 61 BIS, (…) 412 y Nopal 126. Déjenme, todas estas viviendas, todas se las estamos entregando hoy.

Déjenme detener un poquito porque hoy estamos entregando estas 261 que son del Campamento del Nopal. Y lo traigo a la cuenta porque este campamento que se constituyó y en donde vivió la gente de aquel sismo del 85, pues es lo que no queremos que pase ahora.

Es lo que estamos evitando: hacer campamentos y que esos campamentos se queden ahí, eternamente. Lo que queremos es que la gente tenga su casa otra vez. Así que estamos reforzando estas acciones. Estamos reforzando acciones muy importantes.

Hoy 261 viviendas de Nopal, este fue el compromiso y les dije —la ocasión pasada— que hicimos la entrega: antes de Navidad le vamos a estar entregando a Nopal, y hoy estamos cumpliendo.

Todavía nos faltan 10 días para llegar al 24 así que cumplimos la meta. Muy bien Raymundo Collins; muy bien al INVI, qué bueno que se hizo así.

Y también, las otras 118 viviendas, los quiero felicitar. Aquí ¿más de 15 años esperando, no?, 10 años, 15; muchas historias. Historias de sufrimiento —como ya decía aquí Ray—; otras que fueron de muchísima paciencia, de estar esperando, perseverando con los trámites, pero hoy tienes tu casa.

Ahí está la casa para adultos mayores, para madres jefas de familia, para personas jóvenes; les estamos cambiando la vida a muchas personas.

Este Gobierno va a seguir impulsando que tengamos presupuesto; que tengamos presupuesto suficiente para seguir haciendo vivienda aquí en la Ciudad de México.

Ahí nos estaban enseñando como estaba en campamento de Nopal. Ahí hay unas fotografías de cómo estaba el campamento. Platicaba yo con una de las personas que vivió ahí y me decía: “eran cuatro baños para más de 40 familias, en los cuales había nada más cuatro sanitarios, tres mingitorios, se compartían cocinas, se compartían los lavaderos, no había puertas en los baños”.

Bueno, es que hay que vivirlo para saber de qué se está hablando. Porque así lo podemos platicar rápido, pero 32 años viviendo así, no puede ser. No se puede tolerar como Gobierno. No lo debes de permitir. No puede volverse a repetir esa historia. No lo vamos a permitir nosotros.

Tenemos por eso que ayudar a toda la gente que hoy estamos comprometidos con ellos. Por eso, el Gobierno guardó. Por eso, el Gobierno administró correctamente para hoy poder responderles a ustedes y poder hacer esta entrega.

Verdaderamente, esta acción, en especial la de Nopal, me llena de emoción. Quiero decirles sinceramente, porque es otra vida; es otra vida; es muy diferente. Es verdaderamente…gracias.

Bueno además tengo que agradecer porque ahora que entraba yo por, como ya viene esto de las campañas y ahora ya están diciendo que si haces mal esto, que si haces mal el otro; van a venir muchos ataques. Pero eso no importa, lo que importa es que estemos con ánimo entregándole vivienda a la gente, cumpliendo con nuestras promesas.

Mientras cumplamos con nuestras promesas —que además ya me dieron por aquí mi protección, ¿verdad hija?, ¿tú me la diste? Aquí la traigo mira. Te mando un beso. Ya me dijo que con este ámbar no va a pasar nada ¿verdad?, este lo voy a traer aquí cerca para aquello de las malas vibras, que se alejen, ¿verdad?—. Ahí vamos a estar trabajando. Eso sí, vamos a trabajar. Nos quedamos aquí con la Ciudad de México, porque todavía tenemos cosas que hacer.

Así que vamos a cumplirles a ustedes. Vamos a seguir trabajando. Hay otros dos campamentos que estamos resolviendo.  Y hacemos el compromiso con ustedes, con todos los vecinos que hoy nos acompañan, con quienes están recibiendo sus viviendas, para entregar todavía uno de esos campamentos antes de que termine diciembre —¿Ray?— todavía, vamos a entregar antes de que termine diciembre para que la gente esté ahí ya el próximo año en su casa viviendo como debe ser.

Es un cambio de historia para los niños, para las niñas. Es un cambio de vida. Esto hay que hacerlo en todo el país. Lo vamos a estar impulsando para que se haga en todo el país, porque se lo merece la gente; porque hay que cambiar la historia en todo el país, no solamente acá en la Ciudad de México. Aquí vamos a seguir presionando para que cada vez tengamos más vivienda digna.

Porque a mí no me gusta. Cuando pasamos por estas calles y vemos qué hay algún campamento, no se puede vivir así. No puedes estar indiferente. No puedes estar en otro mundo, tienes que ver lo que sucede en esas calles, saber lo que es vivir en una vecindad; saber lo que es vivir en un baño compartido; saber lo que es estar en el día a día, así para poder entender ahora esta nueva realidad.

Una realidad que se hace posible gracias al esfuerzo y a la paciencia de ustedes. Gracias a la perseverancia aquí de sus líderes que han estado pues permanentemente tocando la puerta en el INVI. Y gracias también a una correcta administración del INVI, como la que tiene el ingeniero Collins, en dónde va en orden cumpliendo con sus tareas.

Hoy pues, que nos digan lo que quieran. Que nos digan lo que quieran mira. Que hablen y que hablen y que hablen. Mientras nosotros le estemos cumpliendo a la gente, atrás pueden estar hablando y diciendo todo lo que quieran.

El problema va a ser cuando no les cumplamos a la gente, porque entonces sí, eso sí me preocuparía. Pero entregando viviendas, cumpliendo los compromisos, con las ofertas que hacemos y con las promesas que se cumplan en tiempo, eso es de lo que yo me tengo que ocupar y es lo que vamos a hacer también en el 2018.

Desde ahora les digo: en la Asamblea Legislativa vamos a cuidar que el presupuesto que viene, también tenga tema para la vivienda, para la reconstrucción, para poder seguir apoyando a la gente.

Lo vamos a seguir haciendo, ustedes no se me preocupen. Ustedes no se me preocupen que para eso nos tenemos que preocupar nosotros. Déjenos que nos preocupemos nosotros, ustedes tranquilos, que nosotros les vamos a seguir entregando sus viviendas, ya lo van a ver.

Desde ahora quiero desearles una feliz Navidad. Será una mejor Navidad, no tengo duda porque ya tienen su casa, por qué tienen su patrimonio.

Miren muchas de estas viviendas —siempre lo platicamos con Raymundo, con el equipo de INVI— estas viviendas que hoy estamos entregando, son parte de lo que será el patrimonio de sus familias, de sus hijos de sus esposas, de sus parejas.

Y cada uno de estos departamentos, tiene un valor agregado que está en todo lo que les costó de trabajo y de lucha conseguirlo. Siéntanme muy orgullosos y orgullosas también. Eso nos debe de animar y nos debe de redoblar el esfuerzo para todo lo que viene.

Muchas gracias. Feliz Navidad. Gracias por la paciencia. Nos vemos en el 2018 para seguir entregando vivienda. Nos vemos. Cuídenseme mucho. Los quiero, las quiero. Nos vemos. Cuídense. Bye.

 

Leave a Reply

54 − = 50